Guarras y estrellas

HD 06:01 3.772 1

Si alguien tiene alguna duda de que en Estados Unidos les gustan las cosas grandes, aquí tenemos a Lylith, una especie de robocop tetona y culona, una máquina para follar, hay un proverbio chino que dice: Quien se monta en un tigre, no puede bajarse siempre que quiere, esto define a la señorita Lavey, uno se pierde en la inmensidad de sus curvas, los sentidos llegan a embotarse ante la cantidad industrial de líbido que transmite la super zorra, y lo sabe, y juega con ello, y es ante tamaña muestra de ingeniería humana, ya sea natural o artificial..que algunos hombres nos hacemos pequeños.. y temerosos, y volvemos a ser los niños que fuímos..prometiendo portarnos bien,


Esta web usa javascript y cookies. Las cookies te recuerdan para poder ofrecerte una mejor experiencia. Si continuas navegando por la web o cierras este mensaje estarás aceptando nuestra política de cookies.
Aceptar cookies
X